WhatsApp: +5491126464994

Lactancia, microbiota y empoderamiento materno

Lactancia, microbiota y empoderamiento materno

Estas primeras dos décadas del milenio nos han sorprendido con los descubrimientos científicos que nos muestran la enorme relevancia en nuestra salud que puede tener la microbiota que nos acompaña en nuestros primeros años de vida.

La microbiota es la comunidad de microorganismos vivos (bacterias, hongos, arqueas, virus y parásitos), residentes en un nicho ecológico determinado, como por ejemplo en el tubo digestivo o en la boca.

Compartimos con ese conjunto de microorganismos todas las sustancias que ellos producen además de sus genes propios. Eso se denomina microbioma.

La lactancia materna se considera como uno de los factores más importantes para la conformación del microbioma de los lactantes en su camino hacia la adultez saludable. Su profunda repercusión en la salud futura del individuo abre una opción para enfrentar las enfermedades no transmisibles que hoy en día son las primeras causas de mortalidad mundial.

Numerosos estudios han resaltado el papel que juega la microbiota en la predisposición a la enfermedad o la salud de su huésped (el bebé). Es notoria su influencia en aspectos relevantes como:

  1. La potente influencia en la maduración, desarrollo y educación del sistema inmunológico (de defensa). El ser humano aprende la tolerancia de determinados grupos de bacterias buenas y el rechazo ante las bacterias patógenas capaces de enfermarnos. La “educación” del sistema inmunológico desde este punto de vista plantea una esperanzadora hipótesis para entender la salud y la enfermedad.
  2. La microbiota participa activamente en la producción de vitaminas (K, B) y numerosas sustancias que influencian el desarrollo y bienestar del sistema endocrino, nervioso e intestinal.
  3. La relación de la microbiota con la prevención o aparición de enfermedades o condiciones variadas desde la obesidad, alergias (asma, enfermedad celíaca, intolerancias alimentarias), la enfermedad cardiovascular (infarto y los derrames cerebrales) y la diabetes.
  4. La microbiota tiene relación con la aparición en épocas tempranas de la vida de condiciones emocionales y conductuales como los desórdenes del espectro autista, la hiperactividad y déficit de atención, la ansiedad, agresividad y los trastornos obsesivos – compulsivos. Y en épocas tardías de la vida del Alzheimer y la enfermedad de Parkinson.

Recientemente se comienza a estudiar el impacto que tiene la lactancia no sólo cuando es exclusiva (cuando es leche materna el único alimento los primeros 6 meses de vida) sino cuando acompaña a la alimentación complementaria en los primeros 1000 días (3 años) de vida del humano. Se empieza a conocer lo trascendente de una dieta infantil que incluya la leche materna en esa ventana de tiempo. Es la oportunidad de formación de una microbiota saludable aún por encima de variables relevantes como el tipo de parto y/o uso de antibióticos.

Amamantar a los bebés y que desarrollen una microbiota equilibrada garantiza un individuo sano desde su infancia, adolescencia hasta la adultez.

Por lo tanto el EMPODERAMIENTO de las madres para amamantar a sus crías más allá de la introducción de alimentos sólidos adquiere un respaldo científico que apoya y reconoce su instinto y amor de madre.

La microbiota también está relacionada con la conexión entre madres y bebés a través del vínculo afectivo después del parto y en los primeros años durante la formación del apego.

En conclusión, es importante informar a mujeres y profesionales de la salud sobre la trascendencia que tiene la forma de nacer, de alimentarnos y nuestra relación con los microorganismos del medio ambiente.

 

 

Beltrán Lares Díaz.

 

 

 

 

Referencias

  1. Matsuyama M, GomezArango LF, Fukuma NM, Morrison M, Davies PSW, Hill RJ.

Breastfeeding: a key modulator of gut microbiota characteristics in late infancy.

J Dev Orig Health Dis. 2019 Apr;10(2):206-213

 

2.Francis AP, Dominguez-Bello MG.

Early-Life Microbiota Perturbations and Behavioral Effects.

Trends Microbiol. 2019 Jul;27(7):567-569.

 

  1. Dominguez-Bello MG, Costello EK, Contreras M, Magris M, Hidalgo G,

Delivery mode shapes the acquisition and structure of the initial microbiota across multiple body habitats in newborns.

Proc Natl Acad Sci EE.UU. A. 2010 Jun 29; 107 (26): 11971-11975.

 

  1. Lieke WJ van den Elsen, Johan Garssen, Remy Burcelin, Valerie Verhasselt

Shapinnf the Gut Microbiota by Breastfeeding: the Gateway to Allergy Prevention?

Front Pediatr. 2019 Feb 27;7:47

3 Comentarios

  1. Awesome post! Keep up the great work! 🙂

  2. BrianSip 7 meses hace

    Amazing Web site, Carry on the good work. Thank you so much!

  3. Jamesbag 6 meses hace

    Good web site you possess right here.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*